Domingo, 24 de Junio de 2018

Intérpretes | Solistas

Andor Földes

Andor Földes

Andor Földes ha sido un pianista de constante evolución, tanto en el campo interpretativo como también en la elección de las obras a ejecutar. En un principio tomó en consideración a las composiciones de las épocas juveniles de Mozart, Haydn y Schubert. Más adelante evolucionó hacia las más trascendentales de todos estos compositores. Además, se manifestó en su momento de manera muy concreta y práctica en cuanto a cómo debe ser la relación entre la interpretación y la técnica pianística.








Pianista nacido en Hungría, 1913, naturalizándose luego como norteamericano. Se formó en una familia en la cual prácticamente todos eran músicos: su tío fue violista en el cuarteto “Budapest”, la tía cantante, mientras que su madre pianista. Esta última detectó en su hijo el gran talento para la música desde muy pequeño y fue la que lo inició en sus primeros pasos en el instrumento del piano, para hacerlo luego con Tibor Szatmári.

Ya a los ocho años de edad debuta como concertista tocando el Concierto Nº 15 para piano y orquesta de Mozart. Esto lo capacitó para entrar en la Academia de Música “Franz Liszt” en donde se pone bajo la maestría de Ernest von Dohnányi (1877 – 1960).

Su orientación musical no se concentró exclusivamente en el piano, sino también en la composición y dirección orquestal. Con dieciséis años de edad debuta internacionalmente en Viena, en donde tiene el gran privilegio de conocer a Bela Bartok (1881 – 1945). En ese momento Földes se evidencia como un ejecutante de gran dominio técnico, hecho que no lo conforma en absoluto. Debido a ello inició un retiro de algunos años para consagrarse al estudio, no solamente pianístico, sino también de la filosofía y distintas lenguas. Este proceso dura hasta 1939, año que hace su segundo debut con el Concierto Nº 2 para piano y orquesta de Beethoven  bajo la dirección del gran Erich Kleiber (1890 – 1956).

En 1940 se traslada a Nueva York y debuta en dicha ciudad con la “N.B.C. Symphony Orchestra” ejecutando el Concierto Nº 4 para piano y orquesta de Beethoven bajo la dirección de su compatriota Ernö Rapee (1891 – 1945). Lo curioso de esta presentación fue que Földes recibió honorarios mínimos por su actuación  – los cuales eran determinados por el sindicato de los músicos  – un monto de… ¡50 dólares!  Luego de ello el pianista “magyar” hizo una gira con el violinista también húngaro Joseph Szigeti (1892 – 1973) el cual se desarrolló a través de distintos estados norteamericanos e incluso Canadá.  Este dúo estuvo unido unos tres años dando 120 conciertos, con programas que cambiaban constantemente, como por ejemplo la ejecución de 40 sonatas para piano y violín de distintos compositores. La estadía de Földes en los Estados Unidos tuvo un valor muy significativo puesto que se vuelve  encontrar  con Bela Bartok el cual, por motivos políticos, había abandonado Hungría hacía poco tiempo y radicado en Nueva York. Földes se dedicó a difundir las composiciones de su compatriota por los Estados Unidos. Dentro de sus propósitos estuvo el de dar a conocer los dos conciertos para piano y orquesta, los cuales, cuando el compositor llegó al país del norte, todavía los tenía “pentagramado” en forma manual. Sin embargo este objetivo de Földes estuvo destinado al fracaso hasta 1947 cuando finalmente los ejecutó en el famoso Carnegie Hall. Andor Földes llegó tocar estos dos conciertos de Bartok a través de distintas salas de todo el mundo unas 40 veces.

En 1948 Földes retorna a Europa con una gran consigna para sus intereses pianísticos: impulsar internacionalmente la música del creador de la famosa obra “Háry János”, es decir Zoltán Kodály (1882 – 1967) y obviamente también Bela Bartok. Pese a ser un excelente ejecutante de las obras de mayor peso en la discografía pianística, su concepción artística – musical siempre giró alrededor de Bela Bartok. En 1965 acepta la invitación para ser docente en la “Hochschule” del conservatorio de Sarrebrück, Alemania, es decir, en el cargo que hasta 1956 lo ocupó nada menos que Walter Gieseking (1895 – 1956). Simultáneamente desarrolló clases magistrales en centros musicales de París, Berlín, Tokio, ciudad esta última en donde dio a conocer por primera vez los conciertos de su amigo Bartok.

Andor Földes ha sido un pianista de constante evolución, tanto en el campo interpretativo como también en la elección de las obras a ejecutar. En un principio tomó en consideración a las composiciones de las épocas juveniles de Mozart, Haydn y Schubert. Más adelante evolucionó hacia las más trascendentales de todos estos compositores. Además, se manifestó en su momento de manera muy concreta y práctica en cuanto a cómo debe ser la relación entre la interpretación y la técnica pianística.

La técnica, de acuerdo a Földes, debería de utilizarse únicamente para beneficio de la interpretación. Según él, no existe ningún método “acelerado” para lograr este objetivo, es decir, no hay atajos y por tal motivo una obra nueva debe de ser estudiada durante un lapso prolongado y con el objetivo de conocerla con profundidad.  De acuerdo a este artista el estudio o la “práctica” es también una verdadera ciencia. Incluso destaca el conocido aforismo de los pianistas en cuanto a que “dime como practicas y te diré que clase de pianista eres”. Por lo tanto no es cuestión de cantidad sino también de calidad de trabajo. Por esta causa y según Földes, el estudio debe ser hecho con entusiasmo y devoción, prácticamente a nivel de un concierto. Esto hay que hacerlo no solamente cuando se trabaja sobre una obra pianística, sino también cuando se practican ejercicios.

Cuando el ejecutante se da cuenta que empieza a perder concentración y aburrirse con lo que está haciendo, conviene tomarse un determinado descanso, hacer alguna otra cosa. De esta manera, el pianista debe estudiar empleando para ello varias sesiones diarias para tal fin.  Hacia fines de la década de los años 50 del siglo pasado expresó: “...quisiera retirarme largo tiempo para dedicarme a analizar la Sonata Nº 29 “Hammerklavier” de Beethoven”.

Andor Földes falleció repentinamente en 1992 a los 79 años de edad. Su deceso ocurrió pocos días antes de un concierto ya programado sobre obras de Beethoven en la ciudad de Bonn.

Jorge de Hegedüs

Más Notas
Gavriel Lipkind
Stephen Kovacevich
Jascha Heifetz
Wilhem Backhaus
Ferrucio Benvenuto Busoni

Ver Historial




Breves

  • HECTOR BERLIOZ

    Fue un creador cuyo obstáculo fue la intransigencia de la mayoría de los músicos en casi todos los temas, desde su apoyo al uso del saxofón o a la nueva visión dramática de Wagner. Su vida fue excéntrica y apasionada. Ganó el Premio de Roma, el más importante de Francia en aquel momento, por una cantata hoy casi olvidada. Su obra musical es antecesora de estilos confirmados posteriormente.

  • El aprendiz de brujo de Paul Dukas se basa en una balada de Goethe. Es un scherzo sinfónico que describe fielmente cada frase del texto original.

  • La primera ópera de la que se conserva la partitura es Orfeo de Claudio Monteverdi. Se estrenó en Mantua en 1607, con motivo de la celebración de un cumpleaños, el de Francesco Gonzaga.

  • La obra que Stravinski compuso desde la época del Octeto de 1923 y hasta la ópera The Rakes Progress de 1951, suele considerarse neoclasicista.

  • En la Edad Media encontramos la viela de arco, de fondo plano y con dos a seis cuerdas, que se perfeccionó en la renacentista, hasta llegar a su transformación en el violín moderno a partir del siglo XVI, cuando se estableció una tradición de excelentes fabricantes (violeros) en la ciudad de Cremona.


Citas

  • DANIEL BARENBOIM

    "Un director no tiene contacto físico con la música que producen sus instrumentistas y a lo sumo puede corregir el fraseo o el ritmo de la partitura pero su gesto no existe si no encuentra una orquesta que sea receptora"

  • GEORGE GERSHWIN

    "Daría todo lo que tengo por un poco del genio que Schubert necesitó para componer su Ave María"

  • GUSTAV MAHLER

    "Cuando la obra resulta un éxito, cuando se ha solucionado un problema, olvidamos las dificultades y las perturbaciones y nos sentimos ricamente recompensados"

  • FRANZ SCHUBERT

    "Cuando uno se inspira en algo bueno, la música nace con fluidez, las melodías brotan; realmente esto es una gran satisfacción"

  • BEDRICH SMETANA

    "Con la ayuda y la gracia de Dios, seré un Mozart en la composición y un Liszt en la técnica"

MULTIMEDIA

  • Hágase la Música en Radio Brisas

    Ciclo 2011 - Programa N° 12

  • Otello

    Giuseppe Verdi

  • Hágase la Música en Radio Brisas

    Ciclo 2011 - Programa N° 13

  • Manuel de Falla (primeras obras)

    Biografía

  • Ludvig van Beethoven

    Biografía

  • Hágase la Música en Radio Brisas

    Ciclo 2012 - Programa N° 23

  • Hágase la Música en Radio Brisas

    Ciclo 2012 - Programa N° 31

  • Pompa y Circunstancia

    Edward Elgar

Intérpretes

Voces

Reynaldo Martín

Reynaldo Martín

Los años 60, fueron muy difíciles para el tango. El rock se había impuesto en la juventud y la política cultural y los medios de comunicación apoyaban más al folklore que a la música ciudadana. El tango estaba "en baja", no se vislumbraba ninguna figura en el horizonte y los tangueros se guarecían en los pocos refugios que había en Buenos Aires. En esas apareció un muchachito rubio, con pinta de galán televisivo, simpático y muy sencillo. Reynaldo Martín fue un remanso de aire puro que enseguida atrajo al público con su voz expresiva y fresca, con una muy buena dicción y, lo que es más importante, afinado.

Músicos

José Dames

José Dames

Pureza y riqueza melódica, frases de personalísima inventiva y perfecto desarrollo, clara inspiración e inalterable e inconfundible jerarquía musical respira toda la frondosa obra de composición de José Dames. Desde que comenzó su labor en nuestra música popular, como bandoneonista y compositor, a mediados de la década del '30 del siglo pasado y hasta el presente, su imaginación ha producido más de 350 piezas. Pero si hubiera escrito únicamente estas tres, "Fuimos", "Nada" y "Tú", toda la adjetivación prodigada en este párrafo quedaría ampliamente justificada.

Voces

Alfredo Belusi

Alfredo Belusi

Tenía la pinta de un malevo imaginado por Jorge L. Borges. La de un compadre de los viejos tiempos, de aquellos que solían transitar entre el campo y los arrabales de la ciudad, silenciosos y distantes, que solamente respondían ante una provocación. Aunque el suyo fue un caso particular, sólo el tango lo llevaba a la acción. Y fue el más violento de todos, porque los títulos que engrosaron su repertorio fueron desafíos que confrontó hasta sangrar, todos elegidos para tal efecto, salvo algunas licencias como para aliviar tensiones.

Junín, 13/06/2016

Presentaron “Tango en Junín”

Los amantes del tango podrán disfrutar de diversas actividades durante cinco días en Junín. El intendente la Ciudad, Pablo Petrecca, presentó oficialmente “Tango en Junín”, un importante ciclo cultural que se desarrollará entre el 13 y el 17 de julio próximos e incluirá la realización de la preliminar del Festival y Mundial de Tango BA 2016.

Mar del Plata, 30/05/2016

Amelita Baltar en el Teatro Colón

El sábado 11 de Junio a las 21 hs se presentará en el Teatro Municipal Colón la gran cantante Amelita Baltar, acompañada por la Orquesta Municipal de Tango que dirige el Maestro Julio Davila y el pianista Aldo Saralegui como invitado especial. Luego de su presentación en Mar del Plata, la cantante estrenará un nuevo espectáculo: "Noches de Kabaret" en el Teatro Maipo de Buenos Aires.

Letras

Ver mís letras
A B C D E F G H I J K
L M N O P Q R S T U
V W X Y Z

Desarrollado por Osmosis