Martes, 11 de Diciembre de 2018

Clásica y Ópera | Compositores

Richard Strauss

Richard Strauss

Richard Strauss, el más grande de los modernos compositores alemanes do ópera, nació en Munich el 11 de junio de 1864, hijo de un destacado músico que tocaba la trompa. Su itinerario partió del romanticismo wagneriano, pasó por un feroz naturalismo y llegó a un neoclasicismo suave y sabio. Fue un talento precoz; sus primeras composiciones orquestales y su enorme maestría como director de orquesta le aseguraron ya en la década de 1880-1890 una posición descollante.








A partir de los 30 años comenzó a interesarse por el teatro musical. Pero ni Guntram (1894) ni Feuersnot (1901), ambas con una fuerte influencia de Wagner, le aportaron un éxito duradero. El éxito apareció más tarde, de manera sensacional, con Salomé (1905), cuando Strauss dio un giro radical hacia el naturalismo. La juventud escuchó con atención: aparecía un territorio desconocido. Entonces Strauss recordó que unos años antes había hablado con un poeta austriaco muy joven y que éste le había propuesto trabajar juntos para el teatro musical; Strauss se puso en contacto con él y a partir de Elektra (1909) desfila por la historia de la música una serie de importantísimas obras que llevan la impronta de ambos: Hugo von Hofmannsthal (1874-1929) fue una de las plumas más importantes en el ámbito de la ópera y pudo compartir con un compositor la corona teatral de laurel. El intercambio epistolar de ambos, desde Rodaun, cerca de Viena, el hogar del poeta, hasta Garmisch, donde se instaló el compositor después del éxito de Salomé, contiene miles de comunicaciones en las que se pueden encontrar innumerables detalles sobre las obras que estaban preparando, y también importantes explicaciones sobre el arte de la ópera.

Con Elektra, Richard Strauss siguió por el camino del verismo, y una vez más la juventud le otorgó un triunfo sin límites. Se había convertido en su portavoz. ¡Un paso más y alcanzaba la liberación de la tonalidad, anhelada por muchos! Pero mientras Schoenberg dio ese paso de manera consciente por aquellos años, Strauss retrocedió. A la sangrienta tragedia de los Atridas le siguió en 1911 una comedia totalmente vienesa llena de melodías y suaves armonías, llena de melancolía y nostalgia, llena de valses anacrónicos, como si el compositor se llamara Johann en vez de Richard. El gran público aplaudió jubilosamente, pues temía el atonalismo, que sonaba con dureza en los oídos (su nombre y verdadera esencia todavía eran desconocidos y sólo a partir de intentos aislados llegó a causar revuelo y conmoción). La juventud comenzó a apartarse de Strauss y se volvió hacia otros ídolos: por ejemplo Stravinski, cuyo Sacre duprintemps (1913) llevó su entusiasmo hacia nuevas orillas. Comenzó a circular un mal chiste: para Richard, Wagner; para Strauss, Johann.

El gran público y sobre todo los jóvenes entendieron poco de la madurez y belleza que iluminaban las obras siguientes de Hofmannsthal y Richard Strauss: Ariadne auf Naxos (1912,1916), Die Frauohne Schatten (1919). Die agyptische Helena (1928). Sólo con Arabella se volvieron los autores una vez más hacia el ámbito de la comedia sólida, inundada de música; Hofmannsthal no vivió lo suficiente para ver su éxito. Murió de un ataque al corazón en el instante en que se disponía, el 15 de julio de 1929, a enterrar a su hijo, que se había suicidado.

Al buscar un nuevo colaborador, Strauss encontró a otro gran poeta: Stefan Zweig. El estreno de su obra Die schweigsame Frau (1935) fue enturbiado por odiosas disputas políticas. A pesar de los intentos del compositor para seguir con la colaboración de Zweig, la asociación con este escritor «no ario» se consideró «intolerable».

Hacía mucho que se había convertido en un clásico, un monumento de épocas pasadas, imponente por su capacidad e inspiración, alejado de todas las corrientes pasajeras y rápidamente cambiantes, frente a las cuales por lo general tenía una actitud escéptica: una roca en medio del incendio salvaje de una época revolucionaria, una parte firme del acervo cultural y del repertorio musical de Occidente. Un trabajador incansable y sistemático que pudo contemplar con orgullo su obra cuando recibió el homenaje del mundo a sus 85 años. Pocas semanas después, el 8 de septiembre de 1949, dijo adiós a la vida en su querida casa al pie de los Alpes bávaros.

Fuente: "Diccionario de la Ópera" de Kurt Pahlen
 

Más Notas
Maurice Ravel
Félix Mendelssohn
Piazzolla más clásico que nunca
La tragedia de Georges Bizet
Juan Crisóstomo de Arriaga

Ver Historial




Breves

  • HECTOR BERLIOZ

    Fue un creador cuyo obstáculo fue la intransigencia de la mayoría de los músicos en casi todos los temas, desde su apoyo al uso del saxofón o a la nueva visión dramática de Wagner. Su vida fue excéntrica y apasionada. Ganó el Premio de Roma, el más importante de Francia en aquel momento, por una cantata hoy casi olvidada. Su obra musical es antecesora de estilos confirmados posteriormente.

  • El aprendiz de brujo de Paul Dukas se basa en una balada de Goethe. Es un scherzo sinfónico que describe fielmente cada frase del texto original.

  • La primera ópera de la que se conserva la partitura es Orfeo de Claudio Monteverdi. Se estrenó en Mantua en 1607, con motivo de la celebración de un cumpleaños, el de Francesco Gonzaga.

  • La obra que Stravinski compuso desde la época del Octeto de 1923 y hasta la ópera The Rakes Progress de 1951, suele considerarse neoclasicista.

  • En la Edad Media encontramos la viela de arco, de fondo plano y con dos a seis cuerdas, que se perfeccionó en la renacentista, hasta llegar a su transformación en el violín moderno a partir del siglo XVI, cuando se estableció una tradición de excelentes fabricantes (violeros) en la ciudad de Cremona.


Citas

  • DANIEL BARENBOIM

    "Un director no tiene contacto físico con la música que producen sus instrumentistas y a lo sumo puede corregir el fraseo o el ritmo de la partitura pero su gesto no existe si no encuentra una orquesta que sea receptora"

  • GEORGE GERSHWIN

    "Daría todo lo que tengo por un poco del genio que Schubert necesitó para componer su Ave María"

  • GUSTAV MAHLER

    "Cuando la obra resulta un éxito, cuando se ha solucionado un problema, olvidamos las dificultades y las perturbaciones y nos sentimos ricamente recompensados"

  • FRANZ SCHUBERT

    "Cuando uno se inspira en algo bueno, la música nace con fluidez, las melodías brotan; realmente esto es una gran satisfacción"

  • BEDRICH SMETANA

    "Con la ayuda y la gracia de Dios, seré un Mozart en la composición y un Liszt en la técnica"

MULTIMEDIA

  • Tristán e Isolda

    Richard Wagner

  • Follie!... Sempre libera

    Joan Sutherland (Violetta Valéry)

  • Concierto para piano Nº2

    Sergei Rachmaninov

  • La tumba de Couperin

    Maurice Ravel

  • Concierto para violín Op.77

    Johannes Brahms

  • Hágase la Música en Radio Brisas

    Ciclo 2012 - Programa N° 23

  • Concierto para piano Nº 2

    Camille Saint Saens

  • Danza húngara Nº 5

    Johannes Brahm

Intérpretes

Voces

Rodolfo Lesica

Rodolfo Lesica

Dueño de una voz potente, con registro de barítono, con todo el "yeite" del tango, Rodolfo Lesica no pudo sin embargo llegar a altura de su compañero de éxitos, Argentino Ledesma. Este prototipo del muchacho porteño, con mucha pinta y buena voz, no llegó al nivel que hubiera merecido por sus grandes cualidades artísticas, por causa de una vida desordenada, con todos los vicios que se adquieren en la noche y en la farra. Sus actuaciones eran presenciadas por grandes grupos de admiradoras, que además del canto eran atraídas por su pinta de varón porteño. Lesica falleció el 19 de julio de 1984 a los 55 años.

Músicos

Sebastián Piana

Sebastián Piana

Entre los artistas de más extensa trayectoria que haya tenido nuestra música popular, Sebastián Piana se ha distinguido por la jerarquía y la sostenida inventiva de su obra de compositor de formidable clásicos: bastará la mención de "Sobre el pucho", "El pescante", "Arco iris", "Tinta roja" y "Milonga triste", para ubicar inmediatamente su talento, su corazón de hombre de Buenos Aires y el nobilísimo cuño de su inspiración. Musicalizó varias películas y obras teatrales. Son innumerables las obras que lograron un éxito resonante.

Músicos

Osvaldo Pugliese

Osvaldo Pugliese

Osvaldo Pugliese nació el 2 de diciembre de 1905. Su padre, Adolfo, obrero del calzado, intervenía como flautista aficionado en cuartetos de barrio que cultivaban el tango. Dos hermanos mayores tocaban violín: Vicente Salvador, "Fito", y Alberto Roque, más consecuente que el primero y por muchos años ligado a la música. A Osvaldo fue el padre quien le impartió las primeras lecciones de solfeo, y comenzó a balbucear con el violín también, pero pronto se inclinó por el piano, aunque don Adolfo tardó cierto tiempo en comprar el costoso instrumento.

Junín, 13/06/2016

Presentaron “Tango en Junín”

Los amantes del tango podrán disfrutar de diversas actividades durante cinco días en Junín. El intendente la Ciudad, Pablo Petrecca, presentó oficialmente “Tango en Junín”, un importante ciclo cultural que se desarrollará entre el 13 y el 17 de julio próximos e incluirá la realización de la preliminar del Festival y Mundial de Tango BA 2016.

Mar del Plata, 30/05/2016

Amelita Baltar en el Teatro Colón

El sábado 11 de Junio a las 21 hs se presentará en el Teatro Municipal Colón la gran cantante Amelita Baltar, acompañada por la Orquesta Municipal de Tango que dirige el Maestro Julio Davila y el pianista Aldo Saralegui como invitado especial. Luego de su presentación en Mar del Plata, la cantante estrenará un nuevo espectáculo: "Noches de Kabaret" en el Teatro Maipo de Buenos Aires.

Letras

Ver mís letras
A B C D E F G H I J K
L M N O P Q R S T U
V W X Y Z

Desarrollado por Osmosis