Miércoles, 21 de Febrero de 2018

Clásica y Ópera | Compositores

Ermanno Wolf-Ferrari

Ermanno Wolf-Ferrari

Ermanno Wolf-Ferrari era hijo de un pintor alemán y de madre veneciana. Nació en Venecia el 12 de enero de 1876, ciudad que le sirvió permanentemente de fuente de inspiración. Wolf-Ferrari fue uno de esos artistas para los que no había contradicción entre el modernismo y el academicismo. Su música fluía con tanta naturalidad que no había ocasión ni necesidad de discusiones teóricas. Siempre estuvo ligada de alguna manera con la tradición, incluso recurrió a la vieja ópera bufa italiana, y sin embargo era moderna.








El más veneciano de todos los poetas, el temperamental Carlo Goldoni, de exuberante comicidad, observador malicioso de sus compatriotas y sin embargo tierno, apadrinó sus óperas más importantes a más de dos siglos de distancia. Wolf-Ferrari fue uno de esos artistas para los que no había contradicción entre el modernismo y el academicismo. Su música fluía con tanta naturalidad que no había ocasión ni necesidad de discusiones teóricas. Siempre estuvo ligada de alguna manera con la tradición, incluso recurrió a la vieja ópera bufa italiana, y sin embargo era moderna. Tal vez sea demasiado apacible en esta época ruidosa, por lo que es doblemente gratificante comprobar que a pesar de eso encuentra hasta el día de hoy un público agradecido: no el de los congresos de música contemporánea y las explicaciones polémicas, sino el público «normal», que llena noche tras noche los teatros de las ciudades de habla alemana. (En su patria, la cantidad de representaciones de obras de Wolf-Ferrari nunca fue tan elevada como en el ámbito de habla alemana.)

Wolf-Ferrari comenzó su carrera con una ópera mágica. Luego volvió a la ópera bufa, a la ópera cómica, tal como había florecido siglos antes en su ciudad natal. En 1903 obtuvo un éxito decisivo en Munich con Le donne curiose. Las obras siguientes confirmaron este éxito, más aún, lo reforzaron. I gioielli della Madonna fue un intento de adentrarse en otro género: la ópera verista, pero evidentemente al compositor le importaba menos que la comedia. Sólo Sly pudo volver a alcanzar altas cotas, y el verdadero éxito se presentó una vez más con Il campiello. Wolf-Ferrari pasó la mayor parte de su vida en Alemania, sobre todo en Munich; también fue profesor del Mozarteum de Salzburgo. Después de la Segunda Guerra Mundial regresó a su ciudad natal, a la que había cantado tanto. Allí murió el 21 de enero de 1948. Cuando su cadáver fue llevado en una góndola dorada a la isla-cementerio de San Michele, un coro cantó las palabras de despedida de Il campiello: «Bon di caro campiel, bon di Venezia mia!». La posteridad le reserva un lugar de honor. No sólo compuso (y pintó), sino que también dijo y escribió muchas cosas bellas e inteligentes: «Entre quien compone y quien oye hay una relación de amor que bendice a ambos con un maravilloso reflejo»; «Es muy fácil escribir de manera ininteligible. Es muy difícil en cambio escribir cosas fáciles sin decir tonterías. A los jóvenes les aconsejaría escribir como se escribe un telegrama: brevemente, porque las palabras son caras, y con claridad, porque queremos ser entendidos»; «Cuando enseño me preocupo primero por la armonía del auna de los alumnos y sólo después por los acordes que han escrito. Un alma que se deja dominar por la malicia, no puede cantar»; «Todos los artistas geniales han sido al mismo tiempo hombres de buena voluntad». Pero la frase más bella que podemos encontrar en Wolf-Ferrari está al final de su ópera Il campiello: «Bello no es lo que agrada, sino lo que se ama...». Y añadamos dos testimonios contemporáneos que confirman su valoración. Pfitzner -que no era fácil de complacer- dijo que nadie había logrado componer tales comedias desde los tiempos de Lortzing. Y Clemens Kraus le rindió homenaje con estas palabras: «Al genial compositor de teatro que nos permite contemplar hoy la cultura veneciana del siglo XVIII, mi más sincera adhesión. A la naturalidad y autenticidad de su inspiración, a la pureza de su concepto del arte, mi admiración. A su humanidad y a su obra, mi sincero amor».

  • Ermanno Wolf-Ferrari
  • Ermanno Wolf-Ferrari
  • Ermanno Wolf-Ferrari
Más Notas
Maurice Ravel
Félix Mendelssohn
Piazzolla más clásico que nunca
La tragedia de Georges Bizet
Juan Crisóstomo de Arriaga

Ver Historial




Breves

  • HECTOR BERLIOZ

    Fue un creador cuyo obstáculo fue la intransigencia de la mayoría de los músicos en casi todos los temas, desde su apoyo al uso del saxofón o a la nueva visión dramática de Wagner. Su vida fue excéntrica y apasionada. Ganó el Premio de Roma, el más importante de Francia en aquel momento, por una cantata hoy casi olvidada. Su obra musical es antecesora de estilos confirmados posteriormente.

  • El aprendiz de brujo de Paul Dukas se basa en una balada de Goethe. Es un scherzo sinfónico que describe fielmente cada frase del texto original.

  • La primera ópera de la que se conserva la partitura es Orfeo de Claudio Monteverdi. Se estrenó en Mantua en 1607, con motivo de la celebración de un cumpleaños, el de Francesco Gonzaga.

  • La obra que Stravinski compuso desde la época del Octeto de 1923 y hasta la ópera The Rakes Progress de 1951, suele considerarse neoclasicista.

  • En la Edad Media encontramos la viela de arco, de fondo plano y con dos a seis cuerdas, que se perfeccionó en la renacentista, hasta llegar a su transformación en el violín moderno a partir del siglo XVI, cuando se estableció una tradición de excelentes fabricantes (violeros) en la ciudad de Cremona.


Citas

  • DANIEL BARENBOIM

    "Un director no tiene contacto físico con la música que producen sus instrumentistas y a lo sumo puede corregir el fraseo o el ritmo de la partitura pero su gesto no existe si no encuentra una orquesta que sea receptora"

  • GEORGE GERSHWIN

    "Daría todo lo que tengo por un poco del genio que Schubert necesitó para componer su Ave María"

  • GUSTAV MAHLER

    "Cuando la obra resulta un éxito, cuando se ha solucionado un problema, olvidamos las dificultades y las perturbaciones y nos sentimos ricamente recompensados"

  • FRANZ SCHUBERT

    "Cuando uno se inspira en algo bueno, la música nace con fluidez, las melodías brotan; realmente esto es una gran satisfacción"

  • BEDRICH SMETANA

    "Con la ayuda y la gracia de Dios, seré un Mozart en la composición y un Liszt en la técnica"

MULTIMEDIA

  • Concierto de Aranjuez

    Joaquín Rodrigo

  • Va pensiero

    Orquesta y Coro de la Scala de Milán - Ricardo Mutti

  • Hágase la Música en Radio Brisas

    Ciclo 2012 - Programa N° 26

  • Sinfonía Nº 7

    Allegretto

  • El Mar

    Claude Debussy

  • La tumba de Couperin

    Maurice Ravel

  • Capricho Nº 24

    Niccoló Paganini

  • Che gelida manina

    Rolando Villazón (Rodolfo)

Intérpretes

Músicos

Atilio Stampone

Atilio Stampone

Gran pianista, arreglador, director y compositor, que une a su técnica interpretativa la sensibilidad de aquellos elegidos para elaborar una música superior. Con él es posible rememorar climas propuestos por los más grandes creadores del tango que lo antecedieron. A veces es Di Sarli, otras veces De Caro y Fresedo. Como pianista y arreglador, tuvo la influencia de sus contemporáneos Horacio Salgán y, fundamentalmente, de Astor Piazzolla, con quien actuó como pianista en la orquesta de 1946. En su obra de compositor se destacan: "Afiches", "Con pan y cebolla", "De Homero a Homero" y "Desencanto", entre otros.

Voces

Alberto Marino

Alberto Marino

Como decía un amigo mío "Alberto Marino es un lujo para el tango". Esta exageración obedecía, seguramente, a su registro de tenor y a la influencia de la escuela italiana de canto que si bien la tuvieron varios vocalistas del tango, en el caso del Tano Marino generaba la sensación que le sobraba voz para el desafío que le presentaban las letras. Pasaba de un potente agudo a un profundo bajo con la facilidad de los elegidos, poseía un vibrato inconfundible pero del cual no abusaba. Sus detractores, no obstante reconocer su capacidad, le enrostran que era frío y carente de media voz.

Músicos

Juan Carlos Cobián

Juan Carlos Cobián

Corrían los años finales de la década de 1910 y el tango luchaba por liberarse del ingenuo primitivismo musical de sus orígenes, internándose en formas orquestales más complejas. Evolucionaba también el papel del piano, hasta entonces reducido a la simple marcación del ritmo. Comenzaba a delinearse una tendencia estilísticamente depurada y novedosa, el llamado por algunos estudiosos «tango romanza», entre cuyos precursores se destaca la figura de Juan Carlos Cobián.

Junín, 13/06/2016

Presentaron “Tango en Junín”

Los amantes del tango podrán disfrutar de diversas actividades durante cinco días en Junín. El intendente la Ciudad, Pablo Petrecca, presentó oficialmente “Tango en Junín”, un importante ciclo cultural que se desarrollará entre el 13 y el 17 de julio próximos e incluirá la realización de la preliminar del Festival y Mundial de Tango BA 2016.

Mar del Plata, 30/05/2016

Amelita Baltar en el Teatro Colón

El sábado 11 de Junio a las 21 hs se presentará en el Teatro Municipal Colón la gran cantante Amelita Baltar, acompañada por la Orquesta Municipal de Tango que dirige el Maestro Julio Davila y el pianista Aldo Saralegui como invitado especial. Luego de su presentación en Mar del Plata, la cantante estrenará un nuevo espectáculo: "Noches de Kabaret" en el Teatro Maipo de Buenos Aires.

Letras

Ver mís letras
A B C D E F G H I J K
L M N O P Q R S T U
V W X Y Z

Desarrollado por Osmosis